28.1.11

Adoro la literatura infantil y juvenil. Por más que me haga mayor nunca dejará de gustarme. Me encantan los libros de ilustración y suelo coleccionar, aunque hace tiempo que mi colección no crece por falta de espacio. Le tengo echado el ojo a Cuentos silenciosos, de Benjamin Lacombe. Y no tardaré en resistirme a tenerlo entre mis manos.

Imagen de Google
 Ahora paso mucho tiempo en el tren, y aprovecho cada minuto para leer. Cualquier cosa, todos los géneros. Y ninguna vergüenza me da admitir que leo también infantil y juvenil. Leer siempre ha formado parte de mí, de pequeña y durante la adolescencia devoraba libros. Los últimos tiempos había bajado un poco el ritmo, pero ahora he vuelto a mi ser y vuelvo a alimentar mi imaginación con el negro sobre blanco, acompañado, algunas veces, de maravillosas y evocadoras ilustraciones.

Una de las películas míticas de mi infancia y adolescencia, y yo creo que de las de casi todos,  es La princesa prometida, que comparte los puestos más altos de la lista junto con los Goonies, La Historia interminable, Momo, Dentro del laberinto y El Cristal oscuro. Por supuesto, los libros de Michael Ende en los que están basadas Momo y La Historia interminable también se encuentran en los puestos más altos de mis lecturas favoritas del mundo mundial.
Imágenes de Google

El otro día, cayó en mis manos el libro de La princesa prometida, de William Goldman. Nunca lo había leído. Y ahora mismo lo estoy devorando como si no existiese otra cosa en el mundo. Es aún más entretenido, divertido, fantástico, aventurero, pasional y maravilloso que la adaptación cinematográfica. 

Os preguntaréis a que viene todo esto. Por qué me he puesto a hablar de historias. Bueno ya se advierte en la descripción del blog: "En Wayaiulandia, espérate cualquier cosa, porque aquí, nunca se sabe...". Pero aún así, aunque aquí puede uno esperarse cualquier cosa, al final todo este rollo interminable que estoy soltando acaba teniendo relación también con la belleza.

Al comienzo de la narración, que como ya he dicho,es mucho más especial que la adaptación al cine, nos cuentan brevemente la siguiente historia (adoro las pequeñas historias escondidas dentro de otras historias):
[...] Adela Terrell, de Sussex on the Thames, era, con mucho, la criatura más hermosa. Adela tenía veinte años, y hasta aquel momento le llevaba tanta ventaja al resto del mundo que era casi seguro que sería la más hermosa por muchos, muchos años. Pero un buen día, uno de sus pretendientes (tendría unos ciento cuatro) exclamó que Adela debía de ser sin lugar a dudas el ser más ideal jamás engendrado. Esa noche, a solas en su alcoba, se examinó poro a poro en el espejo. (Esto fue después de que inventaran los espejos.) La inspección le llevó casi hasta el amanecer, pero para entonces ya tenía claro que el joven había emitido una apreciación más que correcta: era perfecta, aunque ella no había tenido nada que ver en eso.

A kiss, de Lin-tao Wang

Mientras se paseaba por la rosaleda familiar y contemplaba cómo salía el sol, se sintió más feliz que nunca. «No sólo soy perfecta —se dijo—, sino que probablemente seré la primera persona perfecta de toda la historia del universo. No hay ninguna parte de mí que pueda mejorarse. ¡Qué afortunada soy de ser perfecta y rica y pretendida y sensible y joven y...!»
¿Joven?
La bruma comenzaba a disiparse cuando Adela se puso a meditar. «Está claro que siempre seré sensible —pensó—, y que siempre seré rica, pero no sé qué haré para mantenerme siempre joven. Y cuando no sea joven, ¿cómo podré seguir siendo perfecta? Y si no soy perfecta, pues... ¿qué me quedará? ¿Qué?» Adela frunció el ceño mientras cavilaba desesperadamente. Era la primera vez en la vida que se veía obligada a fruncir el ceño, y cuando cayó en la cuenta de lo que acababa de hacer, Adela se quedó sin aliento, horrorizada ante la idea de haberse estropeado, quizá para siempre, la hermosa frente. Se precipitó otra vez delante del espejo y se pasó la mañana ante él, y aunque logró convencerse de que continuaba siendo casi tan perfecta como de costumbre, no cabía ninguna duda de que ya no era tan feliz como antes.
La preocupación había comenzado.
Al cabo de dos semanas, aparecieron las primeras marcas; las primeras arrugas tardaron un mes, y antes de que promediara el año, las tenía a montones. [...]
GOLDMAN, William. La princesa prometida. Ediciones Martínez Roca, Barcelona, 1999.

Algunas veces nos obsesionamos demasiado con la belleza, con ser más perfectas... Ninguna obsesión es buena. Y algunas veces también, si no todas, el mejor cosmético es la felicidad. ¿No creéis? Una una buena dosis de felicidad y sonrisas diarias hacen más efecto que una aplicación cada noche de la Advanced NightRepair. (Sí, yo también he caído con la ELLE de este mes.)

Gracias a los que hayáis llegado hasta aquí con la lectura.¿Cuáles son vuestras pelis míticas de la infancia? ¿Os gustan los cuentos?

^_^

You Might Also Like

19 blablablás

  1. Coincido contigo en esas maravillosas películas, y de vez en cuando vuelvo a verlas. Me has dado una gran idea, no he leído el libro de la princesa prometida y me han entrado ganas al leer el texto. Graciass.
    El dibujo que ilustra el post con el espejo es simplemente precioso.
    Besosss

    ResponderEliminar
  2. "La princesa prometida" es también una de las preferidas de mi infancia.
    Mítico el "me llamo Íñigo Montoya, tú mataste a mi padre. Prepárate a morir".
    Genial. Buscaré el libro, pinta estupendo.

    ResponderEliminar
  3. Me ha encantado la entrada! además, soy una nostálgica empedernida y me encanta recordar las cosas que me han marcado, películas, canciones, series... Coincido contigo en varias: por supuesto, La Historia Interminable! la habré visto millones de veces y si la ponen de nuevo, no me la pierdo. Los Goonies, Los Hijos del Capitán Grant, Chitty Chitty Bang Bang, Mary Poppins, la serie de cuentos de Shelley Duvall, Faerie Tales Theatre (aquí se llamó Cuentos de las Estrellas, mi hermana y yo no nos perdíamos ni un capítulo y los grabábamos en nuestro vídeo Beta)... También recuerdo ver Dentro del Laberinto, qué mítica! Y también E.T, La Bruja Novata, Regreso al futuro, los Gremlins, Cortocircuito, Willow, Big, Mi chica, El retorno de las brujas... Creo que si sigo, no paro!!! Qué recuerdos. Pero fíjate, no me acuerdo de la Princesa prometida, muchas veces he pensado que tengo que verla para saber si la he visto antes. Me ha gustado el extracto del libro, tienes mucha razón. Un besote!

    ResponderEliminar
  4. Alicia en el Pais de las maravillas es uno de mis libros fetiche junto a la peli La princesa prometida. No creo que viviría sin el Mago de Oz o sin la versión original de La Sirenita (el libro). Muchas veces la literatura juvenil tiene mas sentido para un adulto que para quien se supone que está escrito.

    ResponderEliminar
  5. Qué bonito el relato... ¡Me has dejado intrigada!

    Yo creo que los cuentos me gustaban cuando era realmente pequeña. Recuerdo una mañana en la que, tras leer uno, me pasé un buen rato tratando de recrear la pócima que describían para conseguir que una escoba volase jeje.(No lo conseguí).

    Luego tuve una temporada digamos bastante escéptica, tras la que volvieron a encantarme los cuentos, y que continúa hasta hoy.

    En cuanto a la obsesión con la belleza, a veces si te detienes a pensar en lo que dicen en los anuncios te quedas asombrada. Todo el rato con la perfección a vueltas. ¡No me extraña que a veces pensemos que alcanzarla es posible!

    Un beso.

    ResponderEliminar
  6. Me ha gustado mucho este post y todo el hilo de reflexiones, citas e imágenes que has puesto. Yo también disfruto mucho esa literatura, y la aprecio desde que dí una asignatura en la facultad...y porque mi niña interior sigue viviendo, qué leches! BESOS!

    ResponderEliminar
  7. me ha encantado la historieta... da una gran lección sobre la vida.
    muchas gracias por compartirla ^^
    un saludo.
    Laura

    ResponderEliminar
  8. Hola,acabo de aterrizar por aquí y me interesa tu blog, tengo una hija adoslecente ,que lee bastante y sigo algún blog de literatura.Te sigo a tí también y hablamos.Recomiendas este libro para ella, ahora las chicas de 14 años leen muchas cosas de vampiros.

    ResponderEliminar
  9. me encanta la historia interminable y la del laberinto me llevaban a otra dimension cada vez que las veia, un besoQQ

    ResponderEliminar
  10. Cosuki Naru: Creo que te va a encantar, seguro. A mí me encanta tu avatar. Chii es adorable.

    Ade, frase mítica, jajajaja

    Naoko, toooodas las pelis que has nombrado me encantan. ¡Incluso los cuentos de las estrellas, mi prefe era el de "El baile de las princesas", todavía ayer pensé en él. Y la Bruja Novata la tenía en VHS y la veía tropecientas mil veces. ^_^

    Reich, yo también soy super fan de Alicia en el País de las Maravillas, y de el Mago de Oz, tanto la película como el cuento, por su puesto. Y Peter pan es maravilloso. ¡Pero la Sirenita no lo he leído! Solo la peli de Disney. Vamos, vamos, ¡a la lista de pendientes va! Mil gracias. Y tienes razón, creo que es por que están escritos por adultos/niños.

    Velvet, me ha encantado el momento pócima, qué maravilla. Yo mezclaba vinagre con bicarbonato y la liaba parda, como diría aquella... jajajaja

    Gadi, se nota muchísimo que tu niña interior sigue viviendo, es genial. :***

    Lau, muchas gracias a ti por leer y comentar. Cada comentario es una sonrisa, en serio. (¿eso quiere decir una arruga menos? jajajaj)

    Olga, yo creo que le puede gustar, aunque la narración es diferente a lo que puede estar acostumbrada con los nuevos vampiros. Da muchos saltos y juega mucho con el narrador. No utiliza una narración lineal como en la película. Por eso me ha encantado. Nunca me atrevo a asegurar con toda certeza que algo le va a gustar mucho a alguien a no ser que lo conozca, y ni aún así... Pero puede que le encante leerlo. Está en esa edad en la que igual le maravilla, o le parece un cuento horroroso para niños y poco serio.

    Por tu cara bonita, Dentro del laberinto es genial, con ese Bowie tan ochentero. La verdad es que de pequeña me aburrían las partes de las canciones, ahora me apasionan.

    Gracias a todas por leer y comentar

    ResponderEliminar
  11. Me encanta la princesa prometida, tendría que leerme el libro ^_^ Me ha encantado ese pasaje.

    Me acuerdo cuando salió Momo, vaya si le dieron bombo, pues ¿te puedes creer que nunca la he llegado a ver? La tengo pendiente. Besitooss

    ResponderEliminar
  12. A mí me gustaban los de "Los Cinco" y "Los siete", jajejeje.
    Besos

    ResponderEliminar
  13. Pues la verdad que aunque me encantan las ilustraciones de libros infantiles durante mi vida pocos he tenido asi dibujados en condiciones. Y en la actualidad suelo regalarselos a mi ahijada ;)
    Y peliculas infantiles como tal no vi muchas... yo era mas de cogerme un libro sin dibujos e irme sola a merendar al campo con mi libro hasta terminarlo... ;) Me ha encantado tu entrada y si, la felicidad es la que nos da la vida.

    ResponderEliminar
  14. Alaaaaaaaaaaaaaaaa, el cristal oscuro!!! Había olvidado esa, recuerdo que de pequeña la vi un montón de veces! ^^

    ResponderEliminar
  15. A mi también me llaman la atención esos cuentos, con las ilustraciones magníficas, tienen algo especial.
    De películas me quedo con Los Goonies, la habré visto unas 40 veces, tuve que tirar la cinta de video VHS porque se estropeó de tanto ponerla!
    Bonito post!

    ResponderEliminar
  16. "La princesa prometida" no es una peli de mi infancia, de hecho la vi hace 2 años pero me pareció genial. Hace poco vi "Cristal oscuro" y fue muy graciosa.
    Me encanta la ilustración que has puesto.

    ResponderEliminar
  17. Rocco, yo no recuerdo cuándo salió la película. Pero supongo que fue cuando la vi. Me gustó mucho, el libro lo leí bastante después. La película es raruna, con ese aire europeo extraño (creo que es una producción italo-germana...) Pero me gustó.

    Camarona, jajaj, a mí también me gustaban mucho "Los Cinco", y "Torres de Malory", jajaj qué recuerdos.

    Elisa, qué bien que le regales libros a tu ahijada. ^_^

    Kyllie, el "Cristal Oscuro" es super molona. Qué pena que ya no hagan pelis así. Adoro los muñequitos de Jim Hensom.

    Nyka, es que es mítica, la peli. Qué recuerdos con los VHS vistos y vistos una y otra vez. Ahora volverás a tener cuentos para leérselos a tu bebé. ^_^

    Vero, yo "La princesa prometida" la vi más bien en mi juventud que en la infancia. La verdad es que la ilustración es preciosa.

    Muchas gracias a todas por leer y comentar.

    ResponderEliminar
  18. Como me ha gustado esta entrada,me identifico mucho contigo..con lo mayor que estoy Los Goonies y La Princesa Prometida son de mis películas favoritas y me las veo y reveo cada dos por tres,incluso me sé los dialogos de memoria :))

    Con los libros me pasa lo mismo,me gusta pasarme siempre por la seccion de libros para jovenes del CI,y el año pasado me devoré los cuatro libros de literatura juvenil que Ruiz Zafón escribió antes de las Sombra del Viento y años anteriores los de Harry Potter,las Crónicas de Narnia ...y justo la semana pasada me compré uno que me apatece mucho que se llama SOMBRAS q me patece mucho leer,es este :
    http://www.elcorteingles.es/libros/producto/libro_descripcion.asp?CODIISBN=6539545100

    Y no me enrollo más que me pongo y no paro...Besetes xxx

    ResponderEliminar
  19. wala que bonito, es verdad, por mucho que tengas cosas buenas o te cuides, si no eres feliz, no tendrás el ingreciente perfecto para ser bella. Que bonita y cierta historia. A mi la historia de pequeña que me encantaba era el libro de mujercitas y el de la sirenita. ;) ....siempre he querido ser como ellas...risueña guapa joven y jovial...vermos lo que dura jajajja!! me encanta!

    ResponderEliminar

Tu comentario me hace sonreír siempre. ^_^